23 abr. 2010

ENTRADAS ANTIGUAS DE LA QUEDADA FOTOGRÁFICA DE BLOGUEROS

Para mí esta imagen son muchos recuerdos, de finales de los años setenta. De las vacaciones y la casa de mis abuelos. De la decoración que cambia con los años y las décadas. La imagen solo tiene retoques en cuanto a tono y saturación, para tratar de captar esa textura y color de las postales de entonces.

"Ojo por ojo..."; "A ojo de buen cubero..."; "Ojos que no ven..." Hay muchos refranes y frases populares que aconsejan desde el acervo cultural y tradicional por medio de unos de nuestros órganos más preciados: los ojos. Imágenes de ellos no sé si hay tantas.


Apurando los últimos días de febrero subo esta fotografía tomada con una cámara Nikon reflex (digital. Es un autorretato aunque solo he seleccionado (recortado y ampliado) el ojo izquierdo. Luego por medio del programa Gimp está un poco más enfocada la imagen y tiene aplicado un filtro de acuarela que la difumina un poco.

Un domingo por la mañana, temprano, con varios barrenderos fuera de imagen, a punto de limpiar el botellón del sábado. Yo lo veo como un signo de la multitud que estuvo bebiendo, hablando, gritando y ensuciando la tarde y noche anteriores, cerca de Moncloa, en el centro de Madrid.
Pero podría ser en cualquier otra ciudad y cerca de otros parques también. La juventud propone, dispone y cuando ya son una multitud, imponen.
La foto está tomada con una cámara compacta Olympus
µ, con 4.0 megapixels. A pesar de haber luz a esa hora (las 08:30 A.M.), empleé el flash para dar un pequeño refuerzo de luz a la imagen.
Saludos a todas y todos.

3 comentarios:

  1. Pablo, buenas fotos y comentarios.
    Me gusta la del ojo. Impresiona.


    B7s
    L;)

    ResponderEliminar
  2. Hola!
    He visto casi todos los cortos que tienes señalados. Me han gustado especialmente el primero y el de La Ruta Natural.
    El primero me ha recorado a un reportaje que vi hace tiempo, de personas que buscaban en los contenedores cercanos a supermercados, y encontraban productos que estaban mínimamente dañados o que caducaban esos días.
    La Ruta Natural es genial, me recordó un poco a la película de El curioso caso de Benjamin Button, aunque me ha gustado mucho más este corto.

    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Gracias a las dos.
    Me alegro que hayas visto los cortometrajes Lucía. Tienes razón, Chicken a la carte es magistral y La ruta natural es del año 2004, muy anterior a la adaptación de Benjamin Button. Es uno de los mejores cortos que conozco y les dieron todos los premios posibles en festivales a los hermanos Pastro (los que lo hicieron). Un saludo.

    ResponderEliminar

Muchas gracias por tus palabras.