9 abr. 2013

BAJO CONSUMO



Basilio estaba a punto de cerrar su tienda de ultramarinos. A pesar del catarro atendió al último cliente con su mejor sonrisa.
- Los huevos, la leche, tres latas de atún y galletas. ¿Algo más que declarar, señor juez?
- Por favor Basi, llámame Pedro, somos de confianza.
- En tal caso, son treinta euros.
- ¿Cómo? No puede ser. No pensarás que te voy a pagar la reforma del local.
- Don Pedro, que como jurista tiene usted todos los premios, pero la bombilla que lleva en el bolsillo no es gratis, y eso que las cobro a precio de fábrica.
El cliente, azorado, sacó el envase sustraído en la tienda de su chaqueta.
- Cla-claro…Por supuesto Basilio, ¿cómo pueden ser tan caras?
- Como dicen ustedes a veces, señoría: ese caso ya no pertenece a mi jurisdicción.

Pablo Vázquez Pérez
Logo del concurso
Muchos meses presento un microrrelato al Concurso de Microrrelatos sobre abogados y sólo me han escogido para publicar en una ocasión. Este fue para Septiembre del 2011 y las palabras propuestas que se debían emplear eran Catarro, Premio, Jurisdicción, Reforma, Bombilla.